Maldonado Paz Juan de Dios PDF Imprimir E-Mail

Juan de Dios Maldonado Paz nació el 2 de agosto de 1890, en Chaguarpamba, en el hogar formado por el doctor Clotario Maldonado Román y la Señora Peregrina Etelvina Paz Cueva.

Inició y culminó su educación primaria en la escuela fiscal de su ciudad natal. Los estudios secundarios los cursó en el Colegio Bernardo Valdivieso. Graduado de bachiller, ingresó a la Junta Universitaria de Loja con el propósito de profesionalizarse en Derecho. Obtuvo su título de Aboga y Doctor en Jurisprudencia el 6 de abril de 1918, a los 28 años de edad.

Hombre de espíritu inquieto, de temperamento recio y apasionado, de convicciones democráticas y profundas, de humanismo acendrado, de ideas progresistas. Y sobremanera lojano de lojanidad sublime y heroica. Desde su juventud se abanderó de los ideales del pensamiento liberal, que de manera lenta, pero sostenida y robusta, resquebrajaba las viejas y caducas estructuras del sistema político - económico - feudal que persistía en la República de inicios del siglo XX.

El 15 de Octubre de 1911, secunda a su padre en la conformación de la Sociedad Liberal Democrática, adscrita a la central de Quito, con el propósito de mantener vigentes en Loja, ciudad y provincia, la tesis progresista del ideario liberal.

La gestión de servicio a la comunidad de este ilustre lojano se destacó en los ámbitos específicos del liderazgo social, la administración pública, la educación y la legislatura.

El liderazgo social del doctor Juan de Dios Maldonado tuvo un espacio para su incidencia en el devenir del desarrollo provincial en 1931, cuando ejercía las funciones de presidente de la Junta Patriótica de Calvas, creada por la Asamblea Popular, el 7 de junio del mencionado año. Este movimiento político reivindicatorio de los derechos de los pueblos del sur, sin lugar a duda, fue el más importante suceso histórico de nuestra provincia, luego del Gobierno Federal liderado por Manuel Carrión Pinzado.

La Junta Patriótica Calvas, presidida por el doctor Juan de Dios Maldonado Paz, inicio su gestión con la organización de la sociedad civil. Para el efecto, se destacaron comisiones hacia los diversos cantones lojanos, con la finalidad de aglutinarlos en torno a la búsqueda de soluciones a los ingentes problemas que enfrentaba la región sur a causa del aislamiento ocasionado por el centralismo de los polos de desarrollo, especialmente de Quito, Guayaquil y Cuenca.

La respuesta fue la aceptación total del proyecto, lo que dio lugar al nacimiento del llamado "movimiento patriótico de los pueblos del sur", cuyo ideario de lucha procuraba para la región: la creación de fuentes de trabajo, el mejoramiento de la educación pública, la reapertura del comercio binacional con el Perú, la construcción vial, la destrucción de los monopolios de la sal, la caña de azúcar  y el tabaco y la derogación de las elevadas injustas tarifas aduaneras.

La exitosa tarea de concienciación hacia la unidad provincial, liderada por la Junta Patriótica de Calvas, dio lugar al Primer Congreso Departamental de Sur, efectuado en la ciudad de Cariamanga el 2 de agosto de 1931. El mismo fue instaurado en la "Magna Asamblea de los Pueblos del Sur" con la presencia masiva y expectante de las juntas patrióticas de los cantones Paltas, Celica y Macará, así como de las parroquias: Sozoranga, Gonzanamá y Amaluza. Como no podía ser de otra manera, la asamblea eligió como presidente del Congreso  al doctor Juan de Dios Maldonado Paz y a Gustavo A. Mora, como vicepresidente.

A raíz de esta historia el rumbo de los pueblos lojanos tomaría el rumbo del progreso que nunca antes lo había encontrado. Claro está, no se consiguieron los logros inmediatos, pero si se diseñaron perspectivas nuevas. La lucha había empezado. Su líder el doctor Juan de Dios Maldonado Paz, recorría los pueblos de la región insulfando a la población urbana y campesina de optimismo, autoestima y amor por lo propio, a la vez que concienciándola de sus derechos y libertades como ciudadanos.

En las elecciones del 8 y 9 de mayo de 1932, el dr. Juan de Dios Maldonado Paz, por la credibilidad popular en su gestión, ganó la diputación nacional. Junto a él, obtuvo también el favor del voto popular su coideario y colega Enrique Aguirre Bustamante. Como alterno obtuvo la confianza popular el doctor Manuel Enrique Rengel.

En síntesis, la tarea legislativa del diputado lojano y Presidente del Primer Congreso Departamental del Sur, doctor Juan de Dios Maldonado Paz, alcanzo con admirable acierto cumplir  con sus objetivos de campaña: el Gobierno unificó el precio nacional de la sal, mientras que la Cámara de Diputados aprobó el decreto legislativo a favor del libre comercio con el vecino país de Perú, el 18 de noviembre de 1933, en homenaje al 111 aniversario de independencia de Loja, el Congreso Nacional por unanimidad, aprobó el acuerdo presentado por el Diputado Maldonado Paz estableciendo la utilización del los fondos provenientes de las transacciones entre el Gobierno y la Compañía Minera de Portovelo en la vía que debía unir a Loja con el Mar.

La ciudad de Cariamanga y el cantón Calvas fueron beneficiarios también del servicio público del doctor Maldonado Paz, a través de sus funciones de Juez Civil Cantonal y Presidente del Municipio en loa años 1937 y 1938, respectivamente. Trabajo por el mejoramiento de la educación; convencido de que el verdadero potencial económico de la población lojana se centraba en la actividad agropecuaria, consiguió y brindó asesoramiento técnico-científico al sector agrícola y ganadero.

Decisivo fue su aporte de su gestión para conseguir del Congreso Nacional la cantonización de Gonzanamá, lograda el 30 de septiembre de 1943.

Como intendente sus objetivos fueron garantizar la paz pública y la seguridad ciudadana y lo logro en niveles aceptable y de manera acorde con las circunstancias económicas-sociales en las que le correspondió ejercer su autoridad.

Requerido por su versatilidad en el ámbito del derecho, fue solicitado su contingente profesional como Procurador síndico del Municipio de Loja. Y por su capacidad de gestión en las causas sociales, en calidad de miembro integró la Junta Centenario de la Independencia de Loja, en 1920.

Entre 1945 y 1946, desempeñó las funciones de Gerente de Monopolios del Estado en la Provincia.

Entre 1935 y 1937, desempeñó el cargo de Director Provincial de Educación de Loja. Su preocupación primordial fue: implementar y desarrollar la infraestructura educativa ne la provincia y la dotación de maestros.

En 1949, a raíz de la crisis autoritaria que sobrevino al Colegio Bernardo Valdivieso, fue nombrado rector del establecimiento; durante su administración reforzó el proyecto educativo centrado en los principios de puntualidad, disciplina y puntualidad con responsabilidad.

La gestión del Doctor Juan de Dios Maldonado Paz es aleccionadora en diversos aspectos fundamentales del desarrollo provincial y regional. La ejemplaridad y pragmatismo de su vida, por ser admonitoria, tiene y continuará teniendo plena vigencia histórica. Fallece el 10 de octubre de 1968.

Fuente: Lojanos Ilustres del Ayer. Tomo 1

 
Artículos Relacionados
Nuevos Artículos
<< Anterior Bloque          
< Anterior   Siguiente >